From Recomendación del día

¿Cuál el es mejor software de restaurantes?

Siempre se ha dicho que la cocina es el corazón de un restaurante. Si la cocina funciona, el corazón late y el milagro cobra vida. Con buenos productos y mimo se crea una oferta gastronómica llena de sentimiento que engancha desde el primer bocado.

Más información

Anuncios

¿Qué es el food-cost?

En el post anterior sobre el umbral de rentabilidad, saqué a relucir un concepto muy básico en la gestión de restaurantes y que no hay que dar nunca por sabido. Así que vamos a pegarle un repaso al “food-cost”.

Cuando te estrenas en el mundo de la restauración, una de las cosas que más te choca en las reuniones de varios hosteleros veteranos (y preocupados en la gestión) es cuando se preguntan: “Y tú, ¿en cuánto estás?”

Más información

Buscando al “cliente equilibrista”

Siguiendo camino en el TOP de errores más usuales antes de abrir un restaurante, nos encontramos con un clásico al que nadie le hace caso nunca: mi querido “cliente equilibrista”

Llamo así al cliente que entra a nuestro restaurante en un momento determinado del mes y al que, conforme entra por la puerta, le deberíamos agasajar al más puro estilo “turista un millón” porque, a partir de él, se alcanza la rentabilidad mensual en el restaurante.

Más información

Abierto por vacaciones

Llegó el primer momento común de descanso vacacional. Madrid se convierte en un desierto. La ciudad se ha vaciado y la gente sale rauda en busca del sol playero o de las procesiones. ¿Y los restaurantes? ¿Qué pasa con los restaurantes? ¿Están abiertos o han cerrado?

Siempre veo un gap de información preocupante en la manera que tienen los restaurantes de comunicar si van a estar abiertos o cerrados en los puentes, Navidades, Semana Santa, mes de agosto…

Hagas lo que hagas, abras o cierres… por favor, ¡¡¡COMUNÍCALO!!!!

Más información

La aceituna de American Airlines

Es muy difícil explicar mi trabajo. Cada vez que me siento delante del propietario de un restaurante y nos ponemos a charlar, después de un rato, a él le ha quedado la impresión de que tiene que hacer muchas cosas en su restaurante, ha capturado muchos consejos para que vaya mejor y para reducir costes pero me sigue haciendo una pregunta: “Tú, ¿a qué te dedicas?” o la otra versión “¿En qué consiste tu trabajo?”

Entonces es cuando le cuento la famosa historieta de la aceituna de American Airlines y la rentabilidad que consiguió la aerolínea con esa decisión.

Más información